Universidad Católica conquistó su décimo tercer campeonato

 

 

No hubo margen para sorpresas ni especulaciones. Con un triunfo a domicilio 2-1 sobre Deportes Temuco, Universidad Católica se proclamó monarca del Campeonato Nacional de Primera División A del fútbol profesional chileno en su temporada 2018.

La Franja se adjudicó el décimo tercer cetro liguero de su historia, gracias a una remontada el domingo que impidió el lauro 2-0 como visitante de Universidad de Concepción sobre Colo-Colo impidiera su consagración en un certamen que pasará a ser inolvidable.

El duelo escenificado en el estadio Germán Becker de Temuco tuvo todos los ingredientes de un clásico. Apenas habían transcurrido siete minutos, cuando Temuco se vio forzado a cambiar su esquema táctico a raíz de la expulsión de Mathías Riquero.

El mediocampista anfitrión abandonó la cancha, tras una fuerte entrada sobre el volante Ignacio Saavedra. Este último sólo permaneció 10 minutos más sobre la cancha, porque sufrió una lesión de ligamentos y, según adnradio.cl, su participación en el Campeonato Sudamericano Sub 20 Chile 2019 quedó casi descartada.

Antes de Saavedra abandonara el rectángulo, y en medio del shock que generó su dolencia física, el entrenador Beñat San José observó cómo El Pije se adelantaba en la pizarra. Transcurría la fracción 15, cuando el defensor Miguel Aceval estremeció las redes.

La oncena religiosa “no bajó los brazos” y después de que una primera parte que concluyó 1-0 a favor de El Histórico, aprovechó la segunda para concretar una remontada heroica.

A los 53’, el mediocentro Jaime Carreño, sustituto del infortunado Saavedra, ingresó al área local para robar un balón y enviarlo al fondo de las piolas. Eso decretó una igualdad transitoria, que garantizaba el cetro a los visitantes.

15 minutos más tarde, a los 69’, llegó el tanto que acabó con las ilusiones de Temuco y la U De Conce. Andrés Vilches se elevó sobre los zagueros y conectó un cabezazo, para marcar y sentenciar el score definitivo.

La anotación, de acuerdo con emol.com, no sólo garantizó el gallardete de los devotos, también condenó a Temuco a la Primera División B. El León de Ñielol, con 28 unidades, finalizó penúltimo y acompañará a San Luis (23), colista, en la próxima contienda de la categoría de plata.

Vilches, el héroe del desafío, trabajó con la Católica en calidad de préstamo, pues su ficha pertenece a El Cacique. Quiere disfrutar el momento, porque piensa que su contribución fue importante. Desea seguir con la institución en la venidera campaña.

“Nunca bajé los brazos y aproveché bien cuando volví a jugar. Ahora pretendo celebrar, disfrutar y la otra semana veré el tema de mi futuro. Pertenezco a Colo-Colo, pero nadie me ha hablado y estoy a gusto acá. Marqué un gol importante y si dependiera de mí, me quedaría acá”, señaló Vilches a El Gráfico.

Por: Joseph Ñambre | @JosephSports27

Foto: Cortesía de Sport

 

Escribe tu comentario aquí

comentarios