Nicolás Carvacho luchará con el Rilski apuntando a titularse campeón

El ala pívot ha sido uno de los más destacados del Rilski Sportist

El ala pívot chileno Nicolás Carvacho continúa resaltando en el baloncesto búlgaro al conseguir clasificar con su equipo el Rilski Sportist a la final de la Liga Nacional del país balcánico en su edición 2020-2021 donde enfrentarán al Lukoil Levski, en una batalla prevista a iniciar el próximo miércoles 19.

Para el santiaguino de 2.11 metros de estatura y 24 años se presenta la oportunidad de sumar un nuevo éxito en tierras búlgaras al tener en cuenta que en marzo pasado se apuntaron los máximos honores en la Copa de Bulgaria, la cual se definió en un único partido donde el austral contribuyó con 21 puntos y 23 rebotes en 35 minutos jugados.

Accionar previo

Hay que destacar que Nicolás Carvacho es figura del Rilski Sportist desde septiembre de 2020 y el pasado 26 de enero tuvo su debut en la Copa Europea de la FIBA, luego de cumplir su ruta universitaria en la NCAA en los Estados Unidos firmando un precontrato en 2014 con el Colorado State Rams y teniendo su partido de estreno en 2016.

Vale referir que a comienzos de 2019 el ala pívot chileno estableció su marca personal en puntos en su trayectoria en la NCAA sumando 28 tantos y 20 capturas. Y luego de esto en febrero de 2020 superó el récord de rebotes totales que había impuesto un jugador que posteriormente se convirtió en leyenda en la NBA, Shaquille O’Neal  (actual miembro del Salón de la Fama del baloncesto estadounidense) acumuló 1.217 y el suramericano batió esa marca logrando cuatro rebotes más.

Por el otro título

Nicolás Carvacho se alistará con el Rilski Sportist para luchar frente al Lukoil Levski en la serie final de la Liga Nacional de Bulgaria en una contienda que será al mejor de cinco encuentros.

Vale apuntar que además del chileno en la plantilla de jugadores figuran los estadounidenses Brandon Brown y Trey Porter siendo junto al suramericano los únicos extranjeros del equipo dirigido por el coach Rosen Barchovski.

Por: Tomás Rincón

Foto: Al Aire Libre

Escribe tu comentario aquí

comentarios